Empanadas santiagueñas, receta del bicentenario

Las empanadas argentinas se caracterizan por ser regionales, o sea que cada provincia tiene su variante propia, muy sabrosa y muy defendida, en este caso haremos empanadas de Santiago del Estero, que son de carne como toda empanada criolla pero muy particular y rica.

Primero la masa de horno:

Puede ser comprada o hecha en casa, en este caso los ingredientes son los siguientes y basta con mezclarlos, amasar muy bien integrando perfectamente todos, y dejando reposar la masa en el refrigerador durante 1 hora.

  • 1k Harina
  • 1 c pimentón dulce
  • 1 taza grasa de cerdo o vaca a temperatura ambiente
  • salmuera o sal
  • agua

Relleno:

La carne debe comprarse en 1 trozo y picarse a cuchillo bien pequeña, cubrirla con agua hirviendo y colar enseguida, este blanqueado mejora la carne, si decides hacer las empanadas con carne picada de carnicería no la blanquees antes de freír.

Cortar bien pequeña la cebolla y freírla en aceite o grasa, agregar la carne picada y bajar el fuego cuando la cebolla esté transparente.

Condimentar la carne y la cebolla con ají molido, pimentón dulce y comino, sal y pimienta.

Reservar el relleno.

Cocinar aparte los huevos duros, enfriar, picar y reservar.

Picar las aceitunas verdes y reservar.

Estirar la masa:

Puedes estirarla toda y cortar discos de 12cm de diámetro, o formar bollitos y estirarlos.

Dentro de cada disco de masa dispón un poco de relleno, agrega huevo duro, aceitunas y  pasas de uva, cierra pintando el borde interior con agua y haciendo repulgue español o pinzas criollas.

Dispón en una placa enaceitada, pinta con huevo batido las empanadas y hornea hasta que la masa esté dorada.

Las empanadas santiagueñas tradicionalmente son fritas en grasa, para lo cual no debes utilizar esta masa ya que absorbe mucho la grasa, usa masa comprada para freír, y fríelas en abundante grasa, en olla, donde floten, de esta forma evitas que se impregnen de grasa y salen sequitas.

Tortilla rápida con papas de copetín

Para agrandar una picada o acompañar una cerveza con amigos podemos tener en casa papas o patatas de copetín, sin embargo pueden parecer pocas a la hora de llegar amigos inesperados.

Podemos agrandar nuestras papitas de copetín convirtiéndolas en una rica tortilla de patatas, lista para ser servida junto a la cerveza… y puedes servirla adornada con pickles o ensalada.

Algunas recetas de patatas pueden utilizar estas papas de copetín en lugar de las patatas naturales con total éxito.

Batir 3 huevos con algo de sal y orégano, añadirle las patatas de copetín y freír en aceite caliente cuidando de que no se pegue a la sartén.

Dar vuelta, dejar que los huevos coagulen bien y desmoldar con la ayuda de un plato playo.

Otra forma de hacer la tortilla de papitas de copetín es al horno, en una fuente adecuada previamente enaceitada y enharinada, pudiéndose decorar con queso que se derrita en el horno y aceitunas picadas.

Ingredientes:

  • 3 huevos
  • 1 paquete de patatas de copetín
  • sal y pimienta
  • orégano
  • aceite para freír
  • queso cuartirolo para derretir
  • aceitunas verdes

Pastel de queso

queso-delicioso

Un pastel de queso puede ser dulce o salado, el dulce es más conocido como cheese cake, y el salado es una comida tan completa y sabrosa que puede servirse como plato principal, o realizarse para llevar a la oficina o el colegio en un recipiente apto para calentar en microondas.

La masa del pastel se realiza con un pocillo de aceite, uno de leche y otro de agua, sal y toda la harina leudante que este líquido absorba. A esta masa puede añadírsele condimentos, como orégano, pimienta, albahaca, pimentón, etc.

También puedes utilizar para este pastel de queso una masa de hojaldre.

Forra un molde de tarta o pastel con la mitad de la masa y reserva la otra mitad.

El relleno se basa principalmente en queso, del tipo que gustes y tengas, de ser posible varios tipos de queso, cremoso, roquefort, semi duro y parmesano, coloca los diferentes quesos en trocitos sobre la masa ya colocada en el molde del pastel.

Aparte mezcla los huevos, la leche, el almidón de maíz y la harina disueltos en leche fría, la crema y la ricota, junto con sal y pimienta, y vierte esta mezcla sobre los trocitos de queso. Tapa con la otra mitad de la masa y pinta con huevo batido para que se dore y brille.

Sírvelo acompañando una tabla de quesos, higos, pan casero y vino tinto o cerveza negra.

Ingredientes:

  • 2 huevos
  • 50g de crema de leche
  • 100g de ricota desmenuzada
  • 150g de queso semiduro picado
  • 150 g de queso cremoso
  • 50g de roquefort
  • 100cc de leche
  • 2 C de almidón de maíz
  • 1C de harina leudante
  • huevo batido para pintar
  • Sal, pimienta y orégano

pastel-queso-salado

Flan de queso

Flan-de-queso

El flan es una de esas recetas ancestrales, de las cuales son varias que se preparan con los básicos ingredientes: huevo, leche y azúcar, en diferentes proporcionen como la crema pastelera, la salsa inglesa, etc.

Al flan tradicional pueden añadírsele variados ingredientes para lograr distintas consistencias, por ejemplo: si le agregas algunas vainillas desmenuzadas obtendrás un flán más consistente y con cierta fibra.

Si le agregas pan duro remojado en leche en gran cantidad obtendrás un budín de pan; si lo dispones en capas del preparado tipo flan y rebanadas de pan de molde untado en manteca y rodajas finas de manzana obtendrás una tarantela…

Y así podríamos seguir incursionando con las diversas variantes de estos ingredientes básicos que damos en llamar flan, y que se aglutina firmemente gracias al huevo y que tan sabroso y alimenticio es.

Una variación del tradicional flan es el flan de queso, al cual se le agrega queso crema, entero o ligth a la preparación básica para lograr una mayor consistencia y cremosidad, También puedes añadirle trocitos muy pequeños de queso cremoso e incluso dulce de membrillo ya que se logra un sabroso resultado cuando estos 2 ingredientes se derriten.

Primero acaramelar la flanera para que quede lista para recibir el preparado.

Bate bien en un bol los huevos, el queso crema y las yemas. Aparte hervir la leche junto al azúcar y la esencia de vainilla. Agregar la leche a el batido revolviendo con una cuchara de madera. Colocar toda la preparación en la flanera y llevar a baño de maría en horno o en hornalla tapada con una tapa de olla.

Para constatar que el flan está listo introducir un cuchillo que debe salir apenas húmedo.

Para desmoldar esperar a que se enfríe, y luego colocar en la hornalla a fuego fuerte unos instantes así el caramelo vuelve a derretir y suelta el flan.

Mucho cuidado de no quemar el caramelo, o saldrá con sabor amargo.

Ingredientes:

Leche, 750 cc
Azúcar para el flan, 300 g.
Huevos, 6
Yemas, 6
Esencia de vainilla, 1 cucharada
Azúcar para acaramelar la flanera, 200 g
Crema chantilly y dulce de leche, a gusto
  1. Leche, 750 cc
  2. Azúcar para el flan, 300 g.
  3. Huevos, 6
  4. Yemas, 6
  5. Esencia de vainilla, 1 cucharada
  6. Azúcar para acaramelar la flanera, 200 g
  7. Queso crema, 200g.