Huevos gratinados

Los huevos gratinados son, simplemente, la versión caliente o invernal de los huevos rellenos, plato frío que suele servirse como entrada.

Los huevos gratinados acompañan deliciosamente las entradas tibias o calientes del invierno, y se sirven junto a rodajas de peceto al horno, puré tricolor, etc.

También es una idea original servir los huevos gratinados junto a otras preparaciones calientes e informales como los tacos, pizzas o empanadas, como una opción más de bocadillos tibios.

Cocina los huevos para hacerlos duros, pélalos y córtalos a la mitad.

Retira las yemas y bátelas junto a la mantequilla, el perejil picado, y sazona con sal y pimienta a gusto.

Rellena las claras duras con esta mezcla, acomoda los huevos rellenos en una placa de horno enaceitada, espolvorea con abundante queso parmesano rallado y acomoda un cubito de mantequilla sobre cada huevo relleno.

Lleva al horno precalentado y gratina hasta que brille, se dore un poco y el queso se derrita.

Sirve esta preparación con vino blanco, y si deseas hacer los huevos gratinados como un bocadillo más delicado y elegante, emplea huevos de codorniz y sírvelos sobre tostadas integrales….

Ingredientes:

  • 6 huevos
  • 50g de mantequilla
  • perejil picado
  • 75g de queso parmesano rallado
  • aceite
  • sal y pimienta a gusto
  • tostadas de pan integral

Pastel de papas gratinado al queso roquefort

Pastel de papas gratinado al queso roquefort
El pastel de papas tradicional se prepara de la siguiente manera:
La variante es mezclar al puré de papas 50g de queso roquefort y 50g de queso parmesano, terminando el armado con más puré y una capa de muzarella y queso roquefort que llevaremos al horno hasta que el queso comience a dorar.
Este plato es bueno para acompañar con vino blanco seco y un postre fresco de quinotos en almíbar con cubos de queso parmesano.
Ingredientes:
50g de queso parmesano
50g de queso roquefort
200g de queso muzarella

pastel-de-papas

El pastel de papas gratinado al roquefort se basa en la receta tradicional de pastel de patatas con una variante muy sabrosa, pero primero debes saber cómo se prepara la receta básica.

El pastel de papas tradicional se prepara de la siguiente manera:

Cocina las patatas en agua con sal y cuando estén bien tiernas cuela y pisa hasta lograr un puré parejo, condiméntalo con nuez moscada y manteca o mantequilla.

Aparte prepara el relleno:

Fríe las cebollas finamente picadas junto a los pimientos morrones, y cuando estén doradas las cebollas agrega la carne picada, la cebolla de verdeo, el comino,el pimentón dulce,  la sal y la pimienta,  y cocina hasta que tome aroma, color y no se terminen de secar sus jugos naturales, por último agrega pasas de uva sin semillas y aceitunas verdes picadas.

En una fuente que puedas llevar al horno, y ya enaceitada dispones una capa de puré de papas de 1cm de espesor, cubre con el relleno de carne y termina con otra capa de puré de papas.

Ingredientes de la receta básica:

  • 2k de papas
  • 1/2k de carne picada de res
  • 500g de cebollas
  • 1 pimiento rojo o morrón
  • 100g de aceitunas verdes
  • 50g de pasas de uva sin semilla
  • 50g de cebolla de verdeo
  • Sal, pimienta, comino, pimentón dulce.

La variante es mezclar al puré de papas 50g de queso roquefort y 50g de queso parmesano, terminando el armado con más puré y una capa de muzarella y queso roquefort que llevaremos al horno hasta que el queso comience a dorar.

Este plato es bueno para acompañar con vino blanco seco y un postre fresco de quinotos en almíbar con cubos de queso parmesano.

Ingredientes:

  • 50g de queso parmesano
  • 50g de queso roquefort
  • 200g de queso muzarella

Berenjenas a la pizza

berenjenas-al-horno

De la misma forma en que preparas una pizza y con la misma e infinita variedad de cubiertas puedes preparar este elegante plato de berenjenas a la pizza.

Las berenjenas no engordan en lo absoluto, es así que pueden reemplazar con total éxito a la masa de la pizza y lograr un efecto similar y ser totalmente una comida de dieta.

Coloca una base de berenjenas cocidas al vapor cortadas a lo largo, en la pizzera o molde para pizzas, luego de haber colocado un poco de aceite en la base para que no se peguen.

Es conveniente que las berenjenas estén cocidas pero no que estén deshechas, deben estar bien firmes ya que deberán pasar otra vez por el calor del horno y allí pueden deshacerse si y ya se encontraban demasiado cocidas.

Luego cubrirás las berenjenas ya saladas con la cubierta de pizza que más te agrade:

Ingredientes y opciones de cubiertas

  • 2k de berenjenas precocidas en rodajas grandes y…
  1. Salsa de tomates y muzzarela
  2. Salsa de tomates, muzzarella, tomates crudo y ajo
  3. Salsa de tomates, ajo y orégano, queso cremoso y aceitunas verdes y negras
  4. Cebolla dorada en aceite de oliva, jamón y queso
  5. Jamón, muzzarella , tomates secos y aceitunas
  6. Salsa de tomates y cebollas, ricota magra y pepinillos en vinagre
  7. Salsa blanca, queso roquefort  y muzarella
  8. Tomates crudos en rodajas finas, orégano, muzzarela y huevo duro en rodajas
  9. Crema de leche, queso parmesano, muzarella y tomatitos cherry

Berenjenas a la parmesana

berenjenas-a-la-parmesana
Para preparar una fuente muy delicada y sabrosa, puede realizarse esta receta de berenjenas a la parmesana, bajo en calorías y un plato muy delicado y fino cuando hay invitados a cenar.

Las berenjenas se cortarán en rodajas largas y se cocinarán al vapor o hervirán en agua con hierbas aromáticas durante unos minutos, dejando que queden firmes aún.

Aparte se realizará una salsa ligera de tomates triturados, orégano y aceite de oliva.

Se dorarán en la sartén con rocío vegetal o un poco de aceite unas 3 cebollas cortadas en juliana.

La fuente donde se presentará este plato debe ir al horno, así que elige bien cuál puede ser, rocíalo con aceite vegetal en aerosol y espolvorea con un poco de pan rallado, acomoda las rodajas de berenjena en él y si tienes lo suficiente para 2 capas coloca un poco de queso parmesano, queso cremoso y queso duro rallado o, picado entre ambas capas. Luego cubre con la cebolla rehogada y por último con la salsa de tomates.

Lleva al horno y cuando todo esté caliente espolvorea con abundante queso parmesano y lleva nuevamente al horno un instante más.

Se sirve caliente y se puede acompañar con alguna carne blanca sin salsa y vino blanco o cerveza, o como entrada de un plato de carnes.

Ingredientes

  • 1 ½ k de berenjenas
  • ¾ k de tomates
  • 3 cebollas
  • Queso parmesano rallado
  • Queso duro rallado o picado
  • Queso cremoso
  • Aceite de oliva
  • Rocío vegetal o aceite en aerosol
  • Pan rallado
  • Sal

Tarta de jamón y queso casera

tarta-de-jamon-y-queso-diferente

Para lograr una tarta de jamón y queso diferente, casera y muy sabrosa puedes hacer la masa en casa o lograr, con la masa comprada el asombro de todos al transformarla en hojaldre.

Si compras la masa casi siempre vienen en el mismo paquete 2 tapas de  masa, debes proceder a estirarlas un poco con el palote y a enmantecarlas, o enmatequillarlas para que, al colocarlas juntas en la base del molde de la tarta se separen aparentando ser 2 capas de hojaldre.

Si optas por la masa casera ésta se realiza muy simplemente con 1 taza chica de aceite, 1 taza chica de leche y 1 taza chica  de agua y toda la harina común que le entre, además de sal.

El relleno lo prepararás en un bol aparte mezclando los huevos batidos, con la leche, el almidón de maíz, el queso cortado en máquina picado, el jamón cocido picado, el queso duro rallado grueso y el jamón crudo picado en trocitos.

Si deseas que la preparación sea más cremosa pero no dietética le añadirás medio pote de crema o nata de leche y si lo deseas más abundante, cremoso y diet, deberás añadir ricota o requesón bajo en grasas o ligth.

Vierte esta mezcla dentro de la masa y lleva a horno moderado hasta que solidifique y se dore levemente el queso.

Sirve adornada con ensalada verde y tomates para dar color y frescura al plato.

Ingredientes

  • 200g queso de máquina
  • 150 queso parmesano
  • 150g jamón cocido
  • 100g jamón crudo
  • 100g ricota o crema
  • 2 huevos
  • 1/2 taza de leche
  • 2cucharadas de almidón de maíz
  • sal y pimienta