Pierogi, una pasta polaca

pierogi

El pierogi es una pasta polaca muy sencilla de realizar y con dos sabrosas variantes de relleno, en este caso hablaremos de los pierogi rellenos de hígado salteado.

Si no te agrada el hígado un buen remplazo polaco sería la carne de cerdo o las salchichas.

La masa de los pierogi es similar a la de los ravioles, se realiza con harina, aceite, huevos y agua, hasta lograr una masa suave, elástica y clara; que se deja reposar media hora y luego se estira con palote o máquina de pastas, para cortar cuadrados que al cerrarse formarán los triángulos del pirogi.

El relleno se hace salteando en aceite cebollas e hígado todo picado muy finito y condimentado suavemente con sal.

Se forman los pierogis como empanaditas triangulares y se hierven en abundante agua salada.

Se cuelan y, antes de servir se doran con un poco de manteca o mantequilla derretida en una sartén.

Se sirve esta pasta típicamente polaca con yogurth natural, o crema o nata donde ir mojando cada bocado.

Ingredientes:

  • 1/2 k de harina de trigo común
  • 2 huevos
  • aceite y agua necesarios para formar la masa
  • 200g de hígado
  • 20g de cebolla
  • aceite para freír
  • 60g de yogurth natural
  • 60g de crema ácida