Arroz al orégano

El arroz es sin dudas uno de los platos con mayor cantidad de combinaciones y maneras de prepararlo. Puede servirse como guarnición o como palto principal, incluso como entrada de mesa. Frío o caliente, como relleno, el arroz es uno de los platos más deliciosos y además de gran valor nutricional. Aporta fibras, vitaminas y una amplia cantidad de minerales necesarios para el buen rendimiento diario. Es un alimento tradicional de oriente y otorga flexibilidad al cuerpo.

Este arroz al orégano es una de las tantas posibilidades que tenemos para elaborarlo y disfrutar de un plato exquisito en familia.

Preparación:

Pasar por tamiz los tomates (o por licuadora), hervir con el  agua, agregar sal y orégano. Dejar hervir.
Dorar en la mitad de la manteca, la cebolla picada; incorporar el arroz, rehogarlo, mezclando bien; añadir el tomate, tapar y cocinar durante aproximadamente 15 minutos.
Dejar reposar y servir.

Ingredientes

400 g de arroz
2 tazas de tomates pelados
1/2 cebolla
1 cucharada de orégano
2 cucharadas de manteca 2 tazas de agua
Sal y pimienta a gusto

Pastel de choclo

Nada mejor que un pastel de choclo para esos días que no sabemos qué comer. Este pastel puede prepararse y dejarse en el congelador para disfrutar cualquier día o bien para una cena o almuerzo familiar. Muy sencillo de preparar y verdaderamente delicioso, este pastel de choclo casero es un plato perfecto para los días de trabajo, incluso para llevarnos a la oficina o para que los niños lleven a la escuela.

Preparación:

Cortar la carne en dados. Rehogarla en la fritura de la cebolla, agregarle la manteca, tomates, un poco de caldo y sazonar a gusto. Cuando el jugo se haya reducido, retirar y agregar las pasas de uva (optativo), las aceitunas, 1 cda de azúcar y los huevos duros cortados en dados. Limpiar los choclos y rallarlos. Agregar 3 yemas, 1 cda de manteca, azúcar, sal y un poco de canela en polvo. Incorporar las claras a nieve. Poner la preparación de carne en una fuente para horno, cubrirla con los choclos. Espolvorear con azúcar molida y canela en polvo. Hornear 40 minutos a temperatura mediana. Servir en la misma fuente.

Ingredientes:

½ kg de carnaza común.

2 cdas de manteca.

½ cebolla picada y dorada en aceite.

2 tomates sin piel y sin semillas.

Caldo.

Sal

3 cdas de pasas de uva.

Aceitunas verdes.

Azúcar.

2 huevos duros.

10 choclos frescos.

3 huevos.

Canela en polvo.

Ensalada de ciruelas secas

Esta ensalada contiene abundante vitamina C y minerales; está indicada especialmente para las embarazadas y para niños mayorcitos. Es una ensalada muy sabrosa y de ingredientes no tradicionales. Las ciruelas secas ofrecen un sabor agridulce a esta combinación que resulta verdaderamente deliciosa.

Es ideal para acompañar alguna carne roja o de cerdo ya que las ciruelas son ideales como guarnición para este tipo de carnes. Muy fácil de preparar y muy económica.

Preparación:

Limpias las lechugas, eliminando las hojas externas y cortar las restantes en fina juliana. Picar la parte blanca del apio y cortar los tomates en rodajas. Con l lechuga formar un colchón en el fondo de una ensaladera; alinear contra las paredes de ésta las rodajas de tomates y, en el centro, colocar el apio picado en forma de montículo; entre éste y los tomates, disponer las ciruelas. Resultará así un plato muy decorativo. En el momento de servir, condimentar con el aceite, el zumo de limón, orégano, sal y pimienta.

Ingredientes (para 6 personas):

  • 2 plantas de lechuga
  • 3 tomates
  • 1 apio
  • ½ kg de ciruelas secas descarozadas
  • 1 taza de aceite
  • 4 cdas de zumo de limón fresco
  • Orégano
  • Pimienta
  • Sal

Tomates sabrosos

Al prepara una entrada de mesa, los colores y los aromas son lo primero que llaman la atención del nuestros invitados. Por este motivo, los tomates ofrecen una mesa decorativa debido a su color intenso y los aromas liberados por los condimentos.

Estos tomates sabrosos son una opción ideal para una entrada de mesa vistosa o como guarnición de una carne al horno o asada.

Preparación:

Cortar tomates por la mitad transversalmente y colocar en una fuente de horno aceitada con la parte cortada hacia arriba. Sazonarlos con sal, orégano seco y albahaca fresca picada. Asarlos en horno fuerte durante 10 minutos. Retirar la fuente del horno y bañarlos en caliente con salsa mayonesa mezclada con perejil picado y aceitunas verdes en trocitos.

Ingredientes:

  • 1 kg de tomate perita o redondo
  • Aceite para la fuente
  • Sal
  • Orégano
  • Albahaca fresca
  • 1 taza de mayonesa
  • 1 cda de perejil picado
  • Aceitunas verdes en trocitos

 

Crepes de papas

Sin lugar a dudas, las papas o patatas son las preferidas de la cocina. Permiten prepararlas de tantas maneras como cocinas existen y siempre ofrecen un sabor único y delicioso. Estos crepes son sumamente originales y pueden servirse como entrada o plato principal. Son simples de preparar y verdaderamente económicos. Una opción exquisita para preparar un plato diferente y delicioso.

Preparación:

Pelar y lavar las papas, secarlas y rallarlas con el rallador grueso de verduras. Colocarlas en un tazón y agregar la cebolla, los huevos, el perejil, una cucharadita de sal y mezclar muy bien. Añadir la harina necesaria para lugar la mezcla y absorber el líquido (unas 4 o 5 cucharadas). Cubrir el fondo de una sartén con aceite y cuando esté bien caliente verter la preparación de a cucharadas aplanándola. Dorar los crepes de ambos lados y escurrirlos. Colocar en una fuente. Encima de los crepes colocar un trocito de queso mantecoso. Preparar una salsa de tomates colocando en una cacerola el aceite, los tomates pelados y picados, el laurel y el orégano sazonado muy bien con sal. Se mantendrá en el fuego mientras se fríen los crepes. Cuando todos estén preparados, se vierte la salsa bien caliente encima y se sirve retirando previamente las hojas de laurel.

Ingredientes:

  • 3 papas medianas
  • 1 cda de cebolla picada fina
  • 2 huevos
  • 1 cdita de perejil picado fino
  • Sal
  • Harina en cantidad necesaria
  • Aceite para freír
  • 150 grs de queso mantecoso
  • ½ kg de tomates maduros
  • 3 cdas de aceite
  • 2 hojas de laurel
  • ½ cdita de orégano